Dos grandes productoras se unen para adaptar series y películas sobre videojuegos de Sega