Resident Evil y el concepto de “gestionar para sobrevivir”