Death Stranding: la banda Low Roar no sabía que formaría parte del juego