Stranger Things: dos protagonistas iban a morir en la primera temporada